miércoles, 12 de agosto de 2009

Medio llena, medio vacía

.
.






Un atadijo de globos surca el cielo de mi ciudad, casi al mismo tiempo en que un cohete anuncia el comienzo de fiesta

- ¡Hala! ¡Mira! Se le han escapado todos los globos, ¡vaya chasco! ¡acaba de hacer el agosto! ¡Pobre, qué mala suerte ha tenido!- exclama la mujer que está colocada delante de mí, dirigiendo con su índice la mirada de sus amigas hacia el cielo.

- ¡Vaya qué suerte! Le han comprado todos de una vez. La mujer bigotuda que vendía los
globos, ya ha hecho el agosto. ¡Menudo chupinazo que ha tenido! - comenta la joven que le come la boca al chico que tengo a mi izquierda.












Imagen: Encontrada en Google, ni idea de su autoría

Música: Aire que respiro de Melendi, La Húngara y Estopa

Semilla para abonar: Todo depende el color del cristal con que se mira


16 comentarios:

India Ning dijo...

PLIÑÑÑÑÑ

India Ning dijo...

Fíjate, qué cosas, fui yo la que compré todos los globos de una tacada, por si al agarrarme a ellos salía volando hacia alguna parte en la que dejarme caer; por si de la caída me rescataban unos brazos de oso con el único propósito de sonreir.
Aún estoy en pleno vuelo, no diviso prado alguno que se me antoje blandito...

Seguiré informando.
Pásalo bien! (y llama, jodía)

Pandora dijo...

Quién sabe...

Quizá sí que se han escapado pero en el fondo ha sido un golpe de suerte porque así no le detiene el policía municipal (que da la vuelta a la esquina en ese momento) por venta ambulante.

Quién sabe...

Me alegra verte de nuevo.

Guapa!

back soon dijo...

de su mano gitana dependía la sonrisa de todos los apelotonados en la plaza. y no se lo pensó. cerró los ojos; ahora oía sólo el murmullo. ya estaba sola, ya decidida. respiró fiesta hondamente... y con dulzura, muy plácidamente, entreabrió los dedos... las cuerdecitas trazaron cosquillas al tiempo que leían la historia de su palma... y su sentir... los multicolores, hinchados, apiñados, sabían que eran fiesta. y fiesta entendieron los de mente limpia que al alzar su mirada regalaron al cielo su sonrisa.

nomesploraria dijo...

¿De verdad tenía bigote? mmmmmmmm!

Belén dijo...

Jo, me recuerda una vez que perdí un globo de gas y me dio tanta pena! hasta que mi madre me dijo que se había ido al cielo de los globos, dios que imaginacion teníala jodía...

Besicos de madre mía que cansadica estoy, maña..

SILVIA dijo...

Que tendran los globos de colores que tanto nos gustan?? Yo creo, que son el simbolo de la niñez, de la inocencia, de la felicidad. De todas formas, te dire, que yo soy de las que siempre ve la botella medio llena. Y no te engañare, mas de una vez, esta filosofia, me ha traido algun que otro desengaño. Aun asi, siempre, medio llena. Preciosa entrada Jardi. Mil besitos!!!

JuanMa dijo...

Tenía razón la chica. El comprador los había liberado...

Besos libres (vistos a través de un cristal azul).

El futuro bloguero dijo...

Lo bonito que es mirarlos ascender, sin saber si irán al cielo de los globos (de la madre de Belén) o alegrarán a los astronautas de la estación MIR, o simplemente estallarán por la disminución de presión...

Pero tienen algo especial, sin duda.

julio dijo...

Siempre podemos ver la botella medio llena, pues aunque en este momento podamos pensar como la primera mujer, si echamos la vista atrás veremos que han sido innumerables las veces que hemos contemplado el suceso como la joven.
Y si eso ha ocurrido tántas veces, ¿por qué no va a ocurrir más? :)

Un beso

María dijo...

Con Melendi y globos de colores, la botella siempre tiene que estar, super llena... Incluso viéndolos como se alejan ... Hay espectáculos minúsculos en el tiempo, que nos dejan enormes momentos de felicidad.

Y mientras los globos se alejan, como los mil millones de estrellas fugaces, que anoche patinaban por el cielo y que en el tiempo tan sólo ocupaban un instante. la magia actúa.

LLena nuestros ojos de esa luz, que a veces se nos apaga por dentro. Y por un minuto, olvidamos
la oscuridad y nos transporta a momentos mejores.

¡¡Que la magia de las estrellas y los globos de colores, te transporte a los mejores momentos de tú vida!!

Mil besos, Jardi

Un paseante dijo...

Esa historia tiene sentido si los globos son liberados por el que pagó, por el que los compró.
Eso dignifica al comprador y hace brotar una lágrima de agradecimiento al que los ha vendido.
El placer de gastar para tirar y el placer de vender para ver subir a la nada lo que se ha vendido.

Marina dijo...

Es tan tarde y tengo tanto sueño que no se me ocurre nada inteligente que decir. Me gustan los globos, siempre me han gustado. ¿Habrá globos mañana? ¿Me subirán en un globo y me dejarán a la deriva? ¡Por díos que ganas tengo de enterarme de lo que me tienen preparadooooo!!!
Besos semidromidos jardinera hermosa.

Un paseante dijo...

Gracias por tu visita. Los sujetos no recomendables suelen callar sobre sí mismos, así que, sintiéndolo mucho...

TortugaBoba dijo...

Acabo de ponerme al día en tu blog que he estado perdida un tiempito. Adoro Estopa y no conocía esta canción, así que la añado a mi saco de canciones.
Me encantan los globos, aunque cuando inflo más de dos seguidos me pillo un colocón curioso. Es bonito ver los globos surcando el cielo, pero pobre al que se le escaparon.
Muaks.

Ñoco Le Bolo dijo...

… con la mirada en el jardín…

Y sin embargo, ajenos a toda duda, los globos estaban felices en su nuevo espacio de libertad.
¿Cuál es nuestro espacio?

... besicos y abono para el jardín

CR & LMA
____________________________